Menú Cerrar

Categoría: productividad

Somos una sociedad enfocada en empezar y no terminar cosas

Un joven decide que va a estudiar medicina. Está por empezar su carrera. Su familia lo festeja, se hace bastante alboroto alrededor de la decisión. Una pareja se va a casar. Van a empezar una nueva familia. Vienen las despedidas de solteros, fiestas, etc. Alguien se inscribe en el gimnasio y ya siente que está en forma con tan solo haber firmado el cheque. Otra persona compra un libro y cree que ya tiene el conocimiento con haberlo agregado a su librera.

La realidad es que somos una sociedad enfocada en festejar el inicio de las cosas. No somos buenos en terminarlas. En esta sociedad actual las personas dejan la universidad (ojo! no siempre esto es una mala decisión), se divorcian, pagan membresía anual al gimnasio que nunca usan y acumulan libros que nunca leen.

Hay bastante mas valor en terminar lo que empezamos. Comprometernos con hacer lo que decidimos y llevar cada uno de nuestros proyectos a su conclusión. Por ejemplo, terminar nuestros estudios, comprometernos a mantener nuestras familias unidas y felices, estar en forma y hacer ejercicios después del 15 de enero y leer los libros que compramos.

Este hábito de terminar lo que empiezas puede hacer todo el cambio en tu vida. Es un compromiso contigo y con lo que quieres lograr en la vida. No festejes que empezaste algo, festeja el compromiso de haber seguido hasta el final y haber terminado lo que empezaste!

Un buen plan hoy es mejor que un excelente plan algún día

No hay nada peor que el análisis parálisis. Ese fenómeno que no se si ustedes han visto por ahí que consiste en no hacer nada en el nombre de estar buscando ya sean mas datos, mas información o un plan ideal.

Se caracteriza por el preparen, apunten, apunten, apunten, apunten, apunten….. Nunca llega el fuego.

No hay nada mejor para una empresa, y en especial para una «startup», que la acción. El movimiento continuo es la única manera de llegar. Así que recuerda, un buen plan hoy que se pueda ejecutar ya siempre va a traer, sin duda alguna, mejores resultados que un excelente plan que puede ser, si es que todo sale bien, que vea la luz «algún día».

Por qué es importante que tu startup haga cosas que no escalan en un principio

Todos queremos una empresa que pueda crecer al punto que domine todo el mundo! Y también sabemos que para poder lograr esto tenemos que hacer procesos y sistemas que escalen. El modelo de negocio, la infraestructura y los productos y servicios que se ofrecen todos deben escalar!

Y esta es la manera de pensar con que empezamos a trabajar. Y muchas veces le decimos que no a muy buenas ideas simplemente por qué no las podemos hacer escalables con lo que tenemos en un principio. Peor aún, retrasamos proyectos, les agregamos «overhead» y complicamos mucho las cosas en el nombre de «poder escalar».

Airbnb lo ve diferente. Ellos tienen el lema de «hacer cosas que no escalen». El ejemplo ideal es el siguiente. Hoy pr hoy airbnb tiene una de las redes de fotógrafos profesionales mas grandes a nivel mundial. Tienen miles de fotografos alrededor del mundo tomando fotos profesionales de las propiedades de todos sus huéspedes para que las personas que quieren «alquilar» una propiedad tengan un buen elemento gráfico que les ayude a decidir donde quedarse.

¿De donde vino esta idea? De un lugar que nunca hubiera podido escalar! El fundador de airbnb al inicio se quedaba a dormir con los huéspedes. Compartía con ellos para entender a sus usuarios, muchas veces durmiendo en su sala. En una ocasión se estaba quedando con una señora que tenía una propiedad muy bonita.

Esta señora no era muy hábil para la tecnología y las fotos que tomaba no eran muy buenas. Aparte a esto no sabia como pasar las fotos a su computadora y subirlas al internet. Brian, el fundador, le preguntó, ¿qu le parecería que viniera un fotógrafo profesional a hacer un «shoot de su apartamento y subirlo al internet? Claro, la respuesta fue: eso sería genial!

Al día siguiente, ya que Brian dormía en la sala, salió muy temprano de la casa y tocó el timbre. Cuando le abrieron la puerta tan solo sacó su cámara y dijo «hola, yo soy su fotógrafo profesional. Empecemos!»

Esto no tiene manera de escalar. Pero al hacer esto una y otra vez Brian aprendió que esto si movía los resultados de su empres y hasta en este momento empezó a invertir y convertir su juego de «hola yo soy su fotógrafo profesional» en un sistema y procesos escalables.

Si este tema te interesa, acá hay un excelente artículo de Paul Graham que trata mas a fondo el tema!

Que es mejor para tu proyecto, ¿cantidad o calidad?

Por proyecto me refiero a tu negocio, producto, página Web, blog, etc. Quiero mas likes, cuantos seguidores tengo y otro sin fin de métricas de vanidad que se están persiguiendo, a mi manera de verlo, sin un propósito verdadero.

Mi opinión personal es que cualquier proyecto que se decida lanzar debe tener un propósito concreto. Debe querer construir algo en el mundo que sea importante para la persona que lo está liderando. La disyuntiva que tengo es que creo que no siempre la cantidad de personas que se involucren es un proyecto (like, follow, etc.) es un buen indicador del impacto que puede tener el proyecto.

Para mi el  impacto, la calidad o éxito de un proyecto se define por la calidad y el impacto que este tenga en las personas y el mundo. Para mi no se trata tanto cuantas personas tengan conocimiento de que el proyecto existe. ¿Cuanta veces escuchamos expresiones relacionadas a lo importante que es cambiarle la vida aunque sea una sola persona? Es nos suena muy inspirador.

No estoy diciendo que el objetivo de un proyecto al que se le invirtió 1 millón de dólares debe ser buscar a 5 «pelones» que tengan una excelente experiencia con el. Mas bien, creo que lo que se debe perseguir es enfocarse en crear experiencias trascendentales a cada una de las personas que interactuan con un proyecto y crecerlo de esa manera sin nunca sacrificar la calidad de esta experiencia por obtener mas usuarios.

Todos empezamos desnudos. El verdadero mérito de los grandes

Para Apple es fácil lanzar un nuevo Iphone. Son Apple! Para Tim Ferriss es fácil lanzar su nuevo programa de TV por internet. Claro! Tiene un blog con un millón de seguidores. Para Google es fácil encontrar nuevas maneras de monetizar la publicidad por qué tienen todo el tráfico del mundo. Para Amazon es fácil crear AWS, son la tienda virtual más grande de todo el mundo! etc. etc.

Esto es una trampa muy peligrosa en la cual caemos muy seguido. Descartamos los méritos de los realmente grandes olvidando que, al igual que nosotros, nacieron desnudos. Todos empezamos con 0 lectores, 0 clientes, 0 seguidores. A la salida todos estamos igual.

Amazon en un principio usaba puertas viejas de el Home Depot sostenidas entre 2 gabinetes como escritorios. Todas estas grandes empresas en algún momento fueron un par de personas con ganas de querer cambiar el mundo.

Empieza hoy. Deja de tener miedo, no culpes y en especial reconoce el esfuerzo de aquellos que han logrado tener éxito. Reconocer que todos empezamos desnudos y que los que destacan lo hicieron por qué han podido hacer mas que nosotros es el primer paso que debemos tomar para lograr  todo aquello con lo que hemos estado soñando!

Deja de pensar como elefante. Un tip para hacer mucho mas de lo que crees que es posible

¿No se si alguna vez has ido a un circo y has visto a los elefantes? Es super interesante ver como hacen los dueños del circo para mantener en control a estos grandes animales. Mira el dibujo a la derecha.

Desde muy pequeño el elefante es atado a una estaca de la cual simplemente no puede librarse. ¿Por qué no se puede librar? Porque el elefante bebé es débil, no controla su cuerpo y tampoco entiende que está pasando.

El elefante trata y trata de liberarse sin lograrlo. Al cabo de un par de días, al sentir la pita en su pata simplemente deja de intentarlo. Da por sentado que al estar amarrado no puede hacer nada. Y es cierto, en este momento que es pequeño no puede hacer nada.

Lo interesante es que el elefante crece hasta 20x en fuerza y tamaño corporal. De nuevo, vuelve a ver el dibujo. Lo único que haría falta para que el elefante se libere es un pequeño jalón de su pata (usando no mas del 5% de su fuerza para liberarse).

¿Por qué no lo hace? Simplemente porque no cree que sea posible hacerlo. Aprendió de pequeño que al sentir algo en su pata ya no hay nada que se pueda hacer y ya ni siquiera  lo intenta de adulto. Ha construido una imagen mental que no es no real y que dicta como se comporta. En ningún momento está volviendo a evaluar la situación en la que se encuentra y está asumiendo que sigue siendo pequeño y débil.

Llama la atención, que muchas veces esto nos sucede como humanos. Por lo menos a mi me pasa. Dejo que mis experiencias pasadas saquen la mejor partida mi y me ganen. Mis miedo, mis experiencias y todo el bagaje que traigo de el pasado nubla mi razón y no me deja evaluar realmente que posibilidades tengo.

La conclusión es que las cosas cambian. Tu cambias, tus habilidades cambian y lo que es posible cambia. No te quedes como elefante con la idea de que algo no es posible simplemente por qué alguna vez no lo fue. Evalúa lo que puedes hacer siempre y sobre todo, nunca te des por vencido antes de intentar algo. Seguro que pensando así lograras llegar mucho mas lejos y lograr mas en tu vida.

Un tip muy práctico para crear y mejorar la cultura de tu startup

Crear la cultura de una empresa no es algo que pasa de un día para el otro. Requiere de mucha comunicación, bastante repetición y la definición de una brújula en cuanto a los valores que definen la cultura.

En si, crear la cultura de tu startup no es muy diferente a hacer ejercicio. Cuando empiezas a hacer ejercicio no ves los cambios. No te das cuenta de cuando empiezas a bajar la grasa y crear músculo. No ves cambio de una día para el otro. Tan solo un día te das cuenta que estás mucho mejor.

Lo mismo pasa con la cultura. Debes repetir el mensaje constantemente todos los días. Debes tenerlo siempre presente y constantemente trabajar en ello. No veras el cambio de una día para el otro. No tendrás resultados mágicos. Lo que si, un día veras a tu alrededor y tendrás la grata sorpresa de ver que la cultura en tu startup cambio.

Si, crear la cultura de una startup es como hacer ejercicio.

El secreto detrás de un servicio al cliente excepcional (para startups)

La experiencia que los usuarios de cualquier plataforma o servicio de tecnología tendrán depende mucho del servicio al cliente y soporte que experimenten. En mi propia experiencia, ofrecer un servicio de calidad en el área de soporte y atención al cliente es de lo más difícil que hay.

Es muy difícil por el simple hecho de que la interacción con el cliente requiere de un componente emocional muy fuerte. La atención al cliente requiere resolver problemas y reconocer errores. Estos es muy incómodo y la mayoría de personas lo evitará a toda costa.

En la mayoría de operaciones que conozco la solución es contratar a un grupo de personas que formen parte del departamento o equipo de soporte. Estas personas usualmente están entrenadas para atender las llamadas, seguir scripts y sacar agua del pozo. El problema que hay con esta estrategia es que se crea una brecha muy grande entre las personas que son responsables de la calidad del producto y las personas que interactuan con los usuarios que utilizan el servicio.

Bajo este esquema tradicional el equipo de desarrollo está aislado herméticamente de las consecuencias que la calidad de su trabajo generan. Tanto buenas como malas. Si la calidad del código y del producto es buena, los desarrolladores nunca podrán experimentar de primera mano las felicitaciones de las personas a las que sirve. De igual manera, cuando el producto falla constantemente y los usuarios se frustran, el equipo de desarrollo no puede ver el impacto que su falta de interés por calidad está generando.

En resumen, tener un equipo de atención al cliente que permite que el equipo de desarrollo no sea interrumpido, que se pueda concentrar en desarrollar y que no tenga que interactuar de manera directa con los clientes puede desalinear los incentivos y conforme el producto crece, reducir la calidad del producto.

La solución que propongo puede parecer ir en contra de toda razón pero funciona. Requiere del cambio de varios paradigmas y de la construcción de la fortaleza emocional del equipo de desarrollo pero una vez implementada y puesta en marcha, la calidad del servicio al cliente y del producto como tal serán exponencialmente mejores.

La idea es bastante simple. El primer paso es eliminar el departamento de soporte / atención al cliente y agregar un par de desarrolladores mas al equipo de desarrollo. Luego de esto se asigna una rotación en la cual un desarrollador diferente atenderá las solicitudes de soporte  / atención al cliente cada día. Una vez la rotación ha sido establecida se mueve el teléfono al que llaman los clientes al área de desarrollo para que el desarrollador tome las llamadas rodeado del resto de desarrolladores que están trabajando en el producto. Finalmente se deja que las cosas lleven su curso y se empiezan a ver los resultados.

Lo que pasa es muy interesante. Cuando un desarrollador está tomando las solicitudes de soporte y recibe 5 a 6 llamadas reportando el mismo problema lo que va a hacer es sentarse en la computadora y arreglarlo. Si constantemente está recibiendo reclamos sobre un área del producto que está causando problemas seguro ira con su compañero de desarrollo que está a cargo de esa área y se lo hará saber. Y así con muchas otras cosas.

Lo que pasa es que el equipo de desarrollo queda expuesto a las leyes de causa y efecto y puede ver de una manera directa el impacto que todas sus decisiones tienen en el producto y la empresa. La rotación permite que todos los desarrolladores se acerquen a los usuarios y que el equipo como tal use la mayoría de su tiempo en estar desarrollando. Los clientes pueden intercambiar sus problemas, reportes de fallas y felicitaciones directamente con las personas que directamente construyen el servicio qué están usando. Todos ganan!

Se que esto va en contra de lo que tradicionalmente se enseña pero tiene mucho sentido hacerlo y los beneficios que se logran son muchos. Les agradeceré mucho compartir sus experiencias en los comentarios para poder comparar resultados y tomarlos en cuenta para poder mejorar aún mas el proceso!

¿Que es lo que mas te gusta de ir a la oficina?

Ayer escribí sobre las cosas que me gustan de trabajar en mi casa y que quisiera tener en la oficina. Si no han leído ese artículo les recomiendo leerlo como complemento a este.

Hoy voy al otro lado del argumento. ¿Por qué me gusta ir a la oficina?

  1. Siento que la conversación con mis compañeros de trabajo me reta a pensar diferente.
  2. Me gusta mucho compartir la hora de almuerzo con mi equipo e intercambiar experiencia que todos tenemos tanto adentro como afuera de la oficina.
  3. El contacto con las personas de las empresas «hermanas» siempre me ayuda a ver las cosas desde otro punto de vista.
  4. Obtengo un sentido muy real de serenidad y entendimiento de lo que realmente está pasando en las diversas áreas de la empresa.
  5. Me siento parte de un grupo selecto de personas que están todas trabajando por lograr un objetivo en común! La energía y entusiasmo que esto genera en mi no tiene comparación con ninguna otra cosa.
  6. Aprovecho el tráfico para escuchar podcasts (The Tim Ferriss Show, How to Start a Startup, Seth Godin’s Startup School, etc.)

Bien, después de haber pensado bien mis dos listas veo algo muy claro. En la casa busco cosas materiales. En la oficina busco interacción, crecimiento y desarrollo. Esto está genial ya que las cosas materiales que da el trabajar desde casa siempre se pueden comprar / construir en la oficina. La interacción, crecimiento y desarrollo que da la oficina no se pueden traer a casa, bueno, a menos que me traiga a todo el equipo para acá!

¿Que te gusta de trabajar en casa que quisieras tener en la oficina?

El dilema que muchas empresas de tecnología están tratando de resolver! ¿Trabajamos remoto o trabajamos todos juntos? Creo que el fuerte debate que existe entre ambos lados es muy justificado. Cada una de las opciones trae muchos beneficios y al mismo tiempo trae consigo muchas debilidades.

En lo personal cada día mas que pasa me inclino mas al lado de trabajar todos juntos. Creo que la interacción que podemos tener como seres humanos compartiendo el espacio de trabajo, las comidas, los chistes y las epifanías que tenemos es invaluable.

No obstante también me fascina trabajar desde casa. Aprovecho para compartirles esta foto del «setup» que tengo en el estudio de mi casa.

IMG_3977

He estado pensando mucho en dedicarle tiempo a identificar que es lo que me gusta de trabajar en mi casa para poder ver de llevarlo a la oficina y de esta manera tener lo mejor de ambos mundos.

  1. Mi cafetera! Amo el espresso y poder hacerme un shot doble cuando quiero en 5 minutos es lo mejor!
  2. Trabajar en pantaloneta. Por alguna razón me siento mas libre y tengo la percepción de que soy mas creativo. Esto es indispensable para escribir acá en el blog.
  3. El silencio. Esto es una espada de doble filo. Por momentos me desespero y quiero hablar con alguien! Después de todo, cuando cierro la puerta acá, es raro que alguien me vena a ver. Pero la creatividad, la concentración y el «flow» se me dan mejor estando solo. Mi escenario ideal acá es tener una oficina compartida con mi equipo y siempre tener un área aislada donde puedo ir a trabajar tareas de «alta concentración» o atender llamadas importantes.
  4. No tener que ir al tráfico. Se que esto no lo puedo llevar a la oficina pero le juego la vuelta coordinado cuando se puede mis horas de llegada y de salida.
  5. El Internet está mucho mejor ahora en la oficina así que esto lo tacho de la lista.
  6. Mi monitor de 27″. En la oficina tenemos 3 y el resto no son taaaan «bonitos». Teclado y mouse inalámbricos.
  7. Tener un mismo lugar. Como dice mi esposa, «sos un animalito de costumbre». Ok, lo admito pero aún así, me gusta siempre estar trabajando en el mismo lugar, con la misma silla, a la misma altura, etc. Sheldoooon!!!!

Viendo la lista creo que todo lo podemos implementar en la oficina y creo que es importante fusionar los dos mundos que tanto creemos que no se pueden reconciliar: trabajar en casa y trabajar en la oficina.

Para este proyecto que tengo en mente de mejorar la oficina, creo que es muy importante entender que es lo que le gusta a otras personas de trabajar en casa. ¿Me podrían ayudar dejando comentarios con lo que es más importante para ustedes que también han trabajado desde casa?

Update: Acá pueden ver la lista de lo que me gusta de ir a la oficina y cual es mi conclusión respecto a que es mejor!