Menú Cerrar

Falsas promesas

Hace alrededor de un mes las baterías de mi GoPro se arruinaron porque estuve filmando por dos horas seguidas con la cámara bajo un solo muy intenso. El calor hizo que se hincharan y aunque las baterías aún funcionan no me he sentido cómodo usándolas. Cuesta qué entren en la cámara y me da miedo que la puedan dañar.

Así que decidí comprar un set de baterías nuevas. Como usualmente lo hago, escogí el producto con mejores reseñas en Amazon. Esta estrategia me ha funcionando muy bien.

Las baterías que arruiné eran de 1,500 mah. Las nuevas que compré son, en teoría de 1800 mah. Y es precisamente por este incremento en duración que las escogí. Por el tiempo que duran los juegos de baseball que filmo me interesa mucho que las baterías duren lo más posible.

Pero las especificaciones que un producto ofrece son solo números en un papel hasta que el producto se usa. Las nuevas baterías que en teoría debieran durar más que las anteriores duran alrededor de un 40% menos. Que decepcionante es cuando las especificaciones de un producto no son más que falsas promesas.

Publicado en personal, tecnología

Deja un comentario

Contenido relacionado